#AZAlkmaarManchesterUnited || UN PARTIDO A LA HOLANDESA

Tras Ajax y PSV, quizás el AZ Alkmaar sea históricamente el tercer equipo holandés por orden de importancia histórica. El grupo L tomará su segundo partido en su segunda jornada en el AFAS Stadion, en lo que está llamado a ser un impulso de moral para el Manchester United y la candidatura del AZ a que su paso por la Europa League sea algo más que un viaje por el viejo continente.

Sin embargo, un jueves tarde el United aterriza en Holanda para lo que debería ser un baño de hidromasaje en lo que es un descanso para la competición de la Premier League. En un estadio cuatro veces menor que Old Trafford, contra un rival venido a menos y, una vez más, con la unidad B porque Solskjaer se juega los cuartes el domingo en Newcastle.

El equipo de la sorpresa

El futuro de este equipo por la segunda competición europea necesita una sorpresa, un susto que dar a un Manchester United con la guardia bajada. Y después de empatar en la salida difícil pero asequible a Belgrado, el AZ vive de sacar puntos ante el equipo de Solskjaer para progresar en una copa en la que va de tapado.

En la Eredivisie, el equipo holandés sí cumple expectativas y viene en racha. Siempre apostando desde la base de la cantera de los Países Bajos con la veteranía de jugadores naturales que vuelven a sus equipos de formación para terminar su carrera. Este es el caso de Vlaar, experimentado zaguero que llegó a ser un pilar fundamental en la selección.

Después de superar con holgura al Heracles, el pasado fin de semana, el AZ sigue la estela de los dos grandes holandeses, y a tan solo un punto, completando sus 19 puntos con 6 victorias, 1 empate y tan solo 1 derrota.

La copa de la abstracción

El inicio de temporada en el Manchester United no es un camino de rosas. Y ciertos momentos de buen fútbol en el bando de los de Solskjaer como la goleada ante el Chelsea o el primer tramo de partido ante el Arsenal se queda en nada con la letargia que el equipo demuestra a domicilio como su visita al London Stadium.

Y en eso está un United que viajó a Holanda con 21 convocados, en el ideal de preparar mentalmente el partido contra el Newcastle, que bien puede definir el futuro de un proyecto. En la expedición, hay hasta 10 jugadores de la Academia del United, algunos como Garner o Gomes, que pueden tener sus minutos en el primer equipo.

El que cada vez se lesiona más y no estará ante el AZ, por precaución o no, es Paul Pogba que tras trabajar a marchas forzadas para llegar a partidos importantes, se resiente de un golpe producido en el mes de agosto que no le permite dar regularidad a su rendimiento. De momento, tampoco estará Martial, que sí podría llegar para Newcastle.

Lejos de antecedentes, del AZ-Manchester United solo se espera que sea una tarde divertida y de fútbol, del fútbol sin complejos y del sano, lejos de táctica y lleno de virguerías. Lejos de prejuicios, el de Solskjaer también es un proyecto de cantera y en la tónica de la abstracción llega el papel de los jóvenes y de los menos habituales.

Una victoria para el Manchester United, a sabiendas ya de lo que ocurra en Astana, puede significar un paso adelante en la clasificación del grupo. Por lo contrario, todo se condensaría más y se dejaría abierto para las últimas jornadas de la fase de grupos, algo que en el calendario de estos dos equipos con competiciones domésticas más exigentes no es un buen negocio.

Onces probables

AZ Alkmaar (4-2-3-1): Bizot; Svensson, Vlaar, Kramer, Ouwejan; Koopmeiners, Classen; Aboukhlal, Stengs, Idrissi; Boadu.

Manchester United (4-2-3-1): Romero; Dalot, Tuanzebe, Rojo, Young; Fred, Matic; Chong, Mata, Greenwood; Rashford.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *