Crónica: Salah mantiene la racha de los reds

El Liverpool y el Aston Villa protagonizarían uno de los partidos con más expectación de la jornada 16 de la Premier League. El Liverpool, con una racha envidiable en todas las competiciones, se enfrentaba a un nuevo Aston Villa, dirigido por un viejo conocido en Anfield: Steven Gerrard. ESte partido posee ese toque nostálgico que sólo el fútbol puede ofrecer. El regreso de Gerrard a Anfield, pero esta vez, como villano.

PRIMERA PARTE: DOMINIO LOCAL ASFIXIANTE

La primera parte comenzó con un Liverpoool con una presión muy arriba y con ocasiones. Llegaba con relativa facilidad al área pero no conseguía generar mucho peligro. El plan del Villa era reactivo, y respondía bien a lo que el Liverpool planeaba. En el minuto 16′ el Liverpool comenzaba a avisar, con un cabezazo de Robertson que Martínez ataja de manera espectacular.

El Villa cada vez tenía más problemas para sacar el balón jugado, porque la presión del Liverpool estaba siendo avasalladora, y el Liverpool comenzaba a recuperar la pelota cada vez más arriba. A partir de ese punto, el partido comenzó a ser un monólogo. Un vendaval de ocasiones asediaba la portería de Emiliano Martínez, pero sin éxito para los reds. Robertson llegaba con facilidad a línea de fondo, haciendo, entre el y Mané, un completo roto a la defensa derecha del Villa. En el minuto 44′, Emiliano volvería a salvar a los suyos con una parada muy buena a Salah, que había hecho su particular jugada recortando hacia dentro.

SEGUNDA PARTE:

La segunda parte no empezó muy distinto a como terminó la primera. El Villa ni generaba ni parecía que tuviese intención de hacerlo, mientras que el Liverpool aprovechaba y seguía generando con mucho peligro. Con un Henderson muy activo y ofreciendo siempre apoyos, el ataque posicional del Liverpool era más incisivo que nunca. En el minuto 51′ volvía a aparecer el mejor del partido hasta el momento, Emiliano Martínez, con una parada muy buena a un remate de cabeza casi a bocajarro de van Dijk.

Ya era constante el ataque del Liverpool y parecía no tener fin. Y en el minuto 64′, los defensas del Villa cometerían su primer error. Mings provocaba un penalti y Salah marcaría el primero para los reds.

A pesar del gol, el Villa no fue capaz de reaccionar. El Liverpool seguía llevando el peso del partido, algo natural, ya que sabemos que la mejor defensa de los reds es el ataque. Sin embargo, los villanos despertarían a partir del minuto 80′. Un par de defensas erráticas y malas salidas por parte de Alisson hacían asomar el peligro de un empate para los locales. En una contra, Salah desperdiciaría un mano a mano para sentenciar el partido, y el Villa cargaba con todos los jugadores el campo rival, esperando una combinación que obtuviese el premio del gol.

El partido terminaría con la sensación de que el Villa no había sido capaz de hacer nada en los 90′ minutos de partido. Por otro lado, el Liverpool seguía su racha, imparable hasta el momento.

FICHA TÉCNICA DEL PARTIDO:

LIVERPOOL FC (4-3-3):

Alisson; Arnold, Matip, van Dijk, Robertson, Fabinho, Thiago (Milner 84′), Henderson, Salah, Mané (Minamino 87′), Chamberlain (Jota 58′).

Entrenador: Jürgen Klopp.

ASTON VILLA (4-3-3):

Martínez; Cash, Konsa, Mings, Targett, McGinn, Nakamba (Sanson 57′), Luiz, Ramsey (Ings 74′), Watkins, Young (Buendía 69′).

Entrenador: Steven Gerrard.

GOLES:

Salah (min.64′) (p.) 1-0

Árbitro: Stuart Attwell.

Amonestaciones: Van Dijk 13′, Nakamba 19′, Watkins 24′.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: