OFICIAL: Dean Smith, nuevo técnico del Norwich

El recientemente despedido Dean Smith ha sido anunciado como nuevo entrenador del Norwich City, tras varios días de incesantes rumores que lo señalaban como favorito para ocupar el puesto, tras el fracaso en las negociaciones con Frank Lampard que también estaba entre los candidatos.

El técnico británico firma con los Canaries un contrato de dos años y medio de duración y ocupará el banquillo de Carrow Road junto a Craig Shakespeare. Con una trayectoria a sus espaldas de 198 victorias, 153 empates y 190 derrotas y un estilo de juego manifiestamente más vertical que el de su predecesor, tendrá por delante la compleja tarea de conseguir la permanencia remontando los cinco puntos de distancia que le separan del 17º.

Su experiencia en la Premier League se reduce a su estancia durante tres años en el Aston Villa, al que precisamente ascendió a la máxima categoría del fútbol inglés en la 2018-19 superando en el play-off a West Bromwich y Derby Country. Mientras que en la Primera División su trayectoria se cimenta sobre un 17º puesto en la campaña 2019-20 obteniendo 35 puntos, al mismo tiempo que en la pasada campaña mejoró sensiblemente sus resultados, estableciendo al cuadro de Birmingham 11º con 55 puntos y un juego más enriquecido. Esta temporada ha sido cesado después de haber cosechado diez puntos en once jornadas y haber caído en la Carabao Cup frente al Chelsea en la tanda de penaltis. También cabría reseñar que alcanzó la final de la Copa de la Liga hace dos temporadas, cayendo derrotado frente al Manchester City.

¿Qué cabría esperar?

El esquema más empleado por parte del entrenador británico es un 4-2-3-1, un sistema que podría ser perfectamente moldeable a la plantilla del Norwich, aunque en sus últimos partidos igualmente utilizó a dos puntas como Ings y Watkins, lo cual no es descartable en su nueva etapa. Asimismo, se ha caracterizado por un estilo de juego más reactivo y vertical procurando atacar con amplitud, en el que pese a ello no se ha cerrado a salir jugando desde atrás cuando le ha sido posible. Sin embargo, las conocidas carencias defensivas de su nuevo equipo posiblemente provoquen que la tónica general sea un repliegue con las líneas muy juntas en bloque bajo, ante la necesidad de sumar puntos, y su mecanismo ofensivo más recurrente sea el de buscar los apoyos de Pukki y Rashica.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: