¡El nuevo hogar del Everton ya está aquí!

El Everton ha anunciado hoy a través de un comunicado en su web oficial que la solicitud para llevar a cabo la construcción de su nuevo estadio en el muelle de Bramley-Moore Dock está programada para ser determinada por el Ayuntamiento de Liverpool la próxima semana.

En la información proporcionada por el club explican que la autoridad local convocará una reunión del comité de planificación para el próximo martes 23 de febrero. En caso de una respuesta positiva por parte del comité, el plan de construcción se remitirá automáticamente a la Secretaría de Estado de Comunidades de Vivienda y Gobierno Local, siendo esta “la práctica estándar para el desarrollo de un proyecto como el nuevo estadio”, explica el texto oficial del Everton.

Anuncios

Además, en el mensaje se detalla que han sido asesorados por el equipo de planificación de CBRE UK y han unido fuerzas con la Autoridad de Planificación de Liverpool, Historic England y otras instituciones durante el último año para dar forma a la solicitud y garantizar que se incluyan “los detalles requeridos para permitir que las propuestas sean consideradas adecuadamente por el comité de planificación”.

En cuanto al estadio, anunciado en diciembre de 2019, se conoce que se edificará en el paseo marítimo de Bramley-Moore Dock, a escasos 5 minutos de donde se encuentra Goodison Park, y con fecha de inauguración fijada para 2023. Por otra parte, la nueva casa de los ‘Toffees’ contará con 52.000 asientos con posibilidad de aumentar a 62.000 en un futuro y tendrá un coste aproximado de 500 millones de libras, aparte de poseer un aparcamiento interno con varios pisos y amplios espacios públicos. El último detalle digno de mención es la fachada del estadio, que será compuesta por ladrillo y con vidrio y acero para construir un techo moderno, pero no se menciona si será retráctil.

Aunque la reunión del comité de planificación no se ha producido, la directora ejecutiva del Everton, Denise Barrett-Baxendale, envió un correo electrónico a los seguidores ‘evertonians’ en el que afirma que “el Oficial de Planificación, luego de una revisión minuciosa de nuestra solicitud, recomienda que el Comité apruebe nuestros planes”, por lo que si nada se tuerce el año 2023 estará marcado en rojo en el calendario de todo seguidor del Everton ya que podrá disfrutar de su nuevo hogar.

¡Comenta y opina sobre esta noticia!

A %d blogueros les gusta esto: