Análisis: Los datos llamativos con Juan Carlos Garrido que ‘ilusionan’ a los orelluts

El CD Castellón mostró otra cara completamente diferente a la del exentrenador granadino Oscar Cano consiguiendo unos curiosos datos en cuanto a posesión, disparos y de más que invitan a la ilusión y la esperanza de la afición albinegra.

Anuncios

El CD Castellón se impuso por 2-0, nada más y nada menos, que al Sporting de Gijón (quinto clasificado) en uno de los partidos (por no decir el mejor) de los orelluts en lo que llevan de temporada dando a entender la nueva forma y filosofía que el técnico valenciano les ha transmitido en apenas 10 días a base de duros entrenamientos y con una plantilla desconocida para el míster. Pero conforme dijo, lo demostró ayer en el encuentro con un equipo que se desentendió de la posesión de balón con menos del 27% de ésta. Además, con Oscar Cano, todos los partidos en los que los castellonenses tuvieron más posesión que el rival, los acabaron perdiendo teniendo una media del 65’5%, mientras que con Juan Carlos Garrido, con prácticamente la mitad de ésta, consiguieron ganar por 2-0.

Además, los albinegros basaban su juego en la salida de pelota desde atrás y las mencionadas posesiones largas, mientras que ahora recurren al juego sin balón y desplazamientos en largo más verticales como principal propuesta y arma ofensiva.

Por otra parte, cabe destacar también, la concentración del equipo en la parte defensiva con 38 despejes por 17 del Sporting y reduciendo considerablemente el número de pases a 206 (debido a la poca posesión) con el acierto de los mismos con un 46% de efectividad gracias al riesgo de los 78 pases largos que se intentaron. Como algo negativo, destacar el pobre rendimiento de balones al área con un solo remate (el 1-0) de los 13 que se produjeron. Así pues, también se produjo una revolución en el 11 ideal con la vuelta de Carles Salvador a un buen nivel después del tiempo que llevaba sin jugar, con la puesta inicial de Víctor García en el lateral zurdo y la salida de Eneko Satrústegui quedándose con Rafa Gálvez y Carlos Delgado como centrales.

También, la presencia de Gus Ledes que rumoreaba que tenía pie y medio fuera del equipo sacrificando a un Josep Señé que fue intocable durante 21 jornadas para Oscar Cano, además de la apuesta por David Cubillas (el capi) de inició quien no defraudó mandando el primer balón de cabeza a la escuadra para poner el 1-0.

Por último, resumir que el entrenador actual ordenó a la plantilla la cesión de la pelota al rival junto a un repliegue intensivo en defensa y todos a una, una fórmula que salió bien (todo y que concedieron varias ocasiones como un penalti y un mano a mano de Djuka clarísimo que detuvo Álvaro Campos en una tarde memorable) y que veremos si se repite el próximo sábado a las 21h en el estadio de los Juegos Mediterráneos ante una UD Almería que está de dulce y compitiendo junto a RCD Espanyol y RCD Mallorca por esas dos plazas de ascenso directo a Primera División.

Anuncios

¡Comenta y opina sobre esta noticia!

A %d blogueros les gusta esto: