Análisis: Así le fue al RCD Mallorca en la primera vuelta

Analizamos la primera vuelta del cuadro bermellón, dirigido por Luis García Plaza, que ha completado una primera vuelta estratosférica acabando en puestos de ascenso directo, a pesar de las últimas derrotas.

Tras un descenso triste por el hecho de no poder disfrutar de su afición, la marcha de Vicente Moreno y otros hombres importantes en el club balear (Take Kubo, Cucho, Budimir…), el Mallorca afrontaba su vuelta a LaLiga Smartbank con las ganas y la ambición de estar peleando por los puestos altos de clasificación. En la ventana de fichajes, llegaron Mboula, Cufré, Brian Oliván, Murilo, Marc Cardona y Amath, además de la vuelta tras cesión de Antonio Sánchez, Galarreta y Russo entre otros.

En el apartado de bajas, Take Kubo, Cucho, Budimir, Stoichkov, Lumor, Pozo, Pedraza y Xisco Campos entre muchos otros abandonaron el club bermellón al finalizar sus cesiones o en busca de un nuevo club para contar con más minutos.

Como nombres propios esta temporada destacan Dani Rodríguez, pichichi del equipo con 6 tantos, Valjent, Manolo Reina y Raíllo, que han conformado una de las mejores defensas de la Segunda División. En el apartado de los fichajes, destacan Ruiz de Galarreta, una de las revelaciones de la competición, Amath, Mboula, Oliván, Cufré y Antonio Sánchez también han aterrizado muy bien en la isla, mostrando que están más que capacitados para jugar en este Mallorca. Mención aparte merece Abdón Prats, el delantero mallorquín ha acabado la primera vuelta en muy buena forma, con números que a priori no se esperaban de él.

UN “LEÑAZO” A TIEMPO

Con esas palabras definió Dani Rodríguez, una de las estrellas del RCD Mallorca la dura derrota en el primer partido de la temporada ante el Rayo Vallecano (0-1), en casa y con las dudas que generaban Budimir y Stoichkov, que querían salir, y la no llegada de recambios para motivar al equipo. A partir de ese primer partido, el Mallorca de Luis García Plaza se mentalizó de lo difícil y larga que es la temporada en LaLiga Smartbank, y comenzó una racha impresionante en la categoría de plata, con resultados de ascenso directo. En el segundo partido ya tenían una dura prueba, la visita al RCDE Stadium, que se saldó un empate (0-0) y con un Mallorca que había mostrado su garra y orgullo en el estadio más difícil de la Segunda División.

El Mallorca no pudo vencer al Rayo Vallecano en el primer partido de la temporada. Fuente: Cadena Ser.

UN MALLORCA DE PRIMERA

Tras sacar 1 de 6 posibles puntos en las primeras jornadas de LaLiga Smartbank, el Mallorca de Luis García Plaza se convirtió en una apisonadora, encadenando 17 partidos sin perder (12 victorias y 5 empates), con victorias impostantísimas en campos como Butarque (0-1 al Leganés) y en los Juegos Mediterráneos (0-1 al Almería). Los de Luis García Plaza se colocaron líderes de la categoría, con un juego imparable, y con números que asustaban. Sin embargo, los también números estratosféricos de Espanyol y Almería, no permitía a los bermellones tener margen de error, ambos equipos les seguían de cerca y una racha mala les sacaría de los puestos altos.

Abdón dejo una postal para la historia, un golazo de chilena daba la victoria a los bermellones ante el Almería. Fuente: Diario de Almería.

LA MALA RACHA FINAL DEJÓ A LOS BERMELLONES CON MALAS SENSACIONES

Después de esa importante victoria ante el Leganés, el Mallorca encadenó una mala racha de 3 partidos sin ganar (1 empate y 2 derrotas), que para finalizar la primera vuelta, dejó con malas sensaciones a los aficionados bermellones. Todo comenzó con la dura derrota ante el Fuenlabrada en casa, con un arbitraje riguroso, que dejó a los locales con 2 menos en el minuto 45. Tras ese partido, los bermellones no pudieron ganar en Oviedo, desaprovechando un 0-2 a favor en tan sólo 20 minutos. En el último partido, un Mallorca irreconocible perdía en casa ante Las Palmas. en un partido dónde casi no generaron ocasiones y un gran gol de Araújo dejaba a los mallorquines tocados.

Los jugadores del Mallorca protestando al arbitro en un partido en el que se vieron perjudicados. Fuente: mallorcainforma.com

RADIOGRAFÍA DEL REAL MALLORCA

En conclusión la primera vuelta de los de Luis García Plaza ha sido de escándalo, siendo el equipo menos goleado de la categoría, junto a Espanyol con tan sólo 10 goles en contra, y con la opción de luchar por el récord histórico de la Segunda División, el Murica recibió tan sólo 22 goles esa temporada. El jugador más goleador, fue el gallego Dani Rodríguez, con 6 goles, seguido de Abdón con 5 y de Salva Sevilla con 4. El jugador con más asistencias fue Ruiz de Galarreta, repartiendo 3 pases de gol, los mismos que Jordi Mboula. Salva Sevilla, Febas y Lago Júnior dieron 2 pases de gol. El jugador que más partidos disputó fue el capitán, Manolo Reina, jugando todos los partidos como titular, seguido de Raíllo y Joan Sastre con 18. El jugados de campo que más faltas recibió fue el líder del equipo, Dani Rodríguez, recibiendo 33 faltas, que siempre intenta llevar el peligro de los bermellones. El kaiser Raíllo fue el jugador que mas duelos ganó, por suelo y por aire. Lago Júnior fue el que más regates con éxito realizó, Salva Sevilla el que más pases claves dió y Joan Sastre el que más intercepciones realizó. Además, tanto el eslovaco Martin Valjent como Dani Rodríguez, fueron elegidos por LaLiga en el once ideal de la primera vuelta.

¡Comenta y opina sobre esta noticia!

A %d blogueros les gusta esto: