Análisis: Una primera vuelta que pasará a la historia… Como una de las peores

Un verano con salidas de jugadores importantes, sin ninguna incorporación para reforzar la plantilla, un presidente que asegura fichajes y luego no mueve un dedo por traerlos y un entrenador que ve como no se cumple lo que le prometieron y que termina incluso poniendo su cargo a disposición del club, no presagia precisamente que la temporada de un equipo vaya a ser exitosa. Y de momento el Valencia CF parece ir por ese camino, realizando la segunda peor primera vuelta de la historia de la entidad, solamente siendo superada por la de la temporada 1982/83 con doce puntos (una época donde las victorias contaban dos puntos y no tres). Y es que el conjunto dirigido por Javi Gracia, tras haberse enfrentado una vez a todos los equipos del campeonato liguero, se encuentra clasificado en la decimocuarta posición con veinte puntos y un balance de cuatro victorias, ocho empates y siete derrotas.

La preocupante situación que vive el conjunto blanquinegro, viene provocada por la nefasta e incomprensible gestión que el propietario del club Peter Lim y sus asesores vienen desarrollando ya desde hace un tiempo cuando decidieron sin motivo alguno cargarse un proyecto ganador como el que estaban construyendo Marcelino y Mateu Alemany. No contentos con ello, protagonizaron en la última ventana de fichajes veraniega, uno de los mercados más bochornosos que se recuerda en la parroquia valencianista, quitándose de en medio y malvendiendo a los mejores jugadores de la plantilla sin traer ningún refuerzo a cambio con despreocupación y sin justificación.

Anuncios

Aun así, el Valencia arrancó el campeonato remontando el derbi valenciano ante el Levante en una segunda parte donde se vio la mejor cara del equipo; sin embargo, la siguiente derrota ante el Celta y empate en Mestalla ante el Huesca dejaron entrever que el equipo tenía bastantes carencias. Con la sorprendente victoria en Anoeta ante una de las mejores plantillas de La Liga, parecía que el equipo Che podía coger carrerilla pero los resultados siguientes (derrotas ante Betis, Villarreal y Elche y empate ante el Getafe) supusieron un golpe de realidad tanto para la plantilla como para la afición. Tras ello vino la histórica goleada ante el Real Madrid por 4-1 para no volver a ganar hasta el penúltimo partido de esta primera ronda frente al Valladolid en el José Zorrilla por 0-1, y pinchando ante rivales a priori de igual o inferior nivel, siendo derrotado por Granada y no poder pasar del empate ante Alavés, Eibar, Athletic, Cádiz y Osasuna.

UNA DEFENSA MUY DÉBIL

Puesto en materia de análisis, uno de los principales factores en la nefasta primera vuelta del Valencia CF viene determinado por la debilidad defensiva que muestra el equipo y la facilidad con la que ha encajado goles, hasta veintiséis. Solamente ha sido capaz de dejar la portería vacía en tres ocasiones ante Real Sociedad, Eibar y Valladolid, y todas ellas lejos del feudo blanquinegro. Es llamativo también el dato de que en los primeros diez partidos de la temporada, el Valencia encajó gol en siete de ellos antes del minuto veinticinco, evidenciando que el equipo no entraba concentrado a los enfrentamientos y acababa recibiendo gol. Además, en la base de estadísticas de La Liga, Jaume Doménech destaca como el portero con más paradas realizadas hasta el momento con 67, dando a entender de esta forma que al Valencia es uno de los equipos al que los rivales más veces consiguen disparar a portería. Por último, otro de los factores que han derivado en la cantidad de goles recibidos han sido los errores en la salida de balón desde la propia portería, donde echando de menos a un jugador con la jerarquía y calidad como la de Dani Parejo para organizar el juego desde propio campo, el Valencia pecó de pérdidas de balón cercanas a la portería de Jaume Doménech siendo aprovechado por el rival que con pocos metros por recorrer y con espacios al estar los jugadores valencianistas abiertos para buscar el ataque, tenían mayor facilidad para transformar el gol.

Anuncios

MENOS GOLES MARCADOS QUE ENCAJADOS

Aunque las cifras goleadoras del equipo no son del todo bajas (ha transformado 25 goles) destacando en esta faceta Carlos Soler con seis tantos, Maxi Gómez con cinco y Manu Vallejo con cuatro, el Valencia ha encajado más goles que los que ha conseguido marcar, siendo de esta forma más complicado sumar puntos y escalar a las posiciones altas de la tabla, ya que las deficiencias que tiene defensivamente la plantilla, no las está pudiendo minimizar consiguiendo un mayor acierto de cara a portería.

Fuente: tbrfootball.com

SIN IDEA DE JUEGO CLARA

Con una plantilla debilitada por las salidas, a Javi Gracia le costó encontrar la fórmula para que el equipo jugara de forma conjunta y los espectadores y aficionados pudieran ver claramente cual era la idea de juego del Valencia. De esta forma, el técnico navarro planteaba los primeros partidos en función del rival al que se enfrentaban, lo cual, en ocasiones podía salir bien pero en otras situaciones no funcionaba al no tener los recursos necesarios para adaptarse al juego y competirle al rival. Así pudimos ver a un Valencia más ofensivo por ejemplo ante Levante u otros de un corte defensivo ante Real Sociedad o Villarreal.

Anuncios

Poco a poco, Javi Gracia consiguió integrar algunos conceptos y automatismos que se han dejado entrever en la segunda mitad de esta primera vuelta. Algo que se observó claramente es que el equipo dejó de arriesgar tanto en la salida de balón y no abusar del pase corto cerca de la propia portería, optando por pases más directos para que en caso de perder la posesión, no fuera en zonas peligrosas. Además, aprovechando la profundidad de sus laterales y el cierto desequilibrio que tienen alguno extremos como Musah, se apostó por un juego de ataque basado en centro al área donde teniendo un delantero de las características de Maxi Gómez estos podían ser aprovechados en busca del gol.

EL FACTOR MESTALLA

La pandemia del Coronavirus ya impidió la entrada de público a los estadios en gran parte de la temporada pasada, y este curso parece impensable que eso suceda lo que de una forma u otra está afectando a todos los clubes. En el caso del Valencia, ya es de sabido el gran ambiente que se forma en Mestalla en los días de partido y lo difícil que supone para cualquier equipo visitar el feudo blanquinegro donde la afición no deja de animar al equipo y supone un gran apoyo para conseguir buenos resultados. De esta forma, esta temporada donde el conjunto Che tiene que afrontar los partidos sin aficionados en las gradas, se está notando en cierta medida la falta de ese empuje que la hinchada le proporcionaba.

Fuente: timejust.es

JUGADORES DESTACADOS

Como jugadores más destacados de esta primera vuelta de  La Liga, hay que destacar en primer lugar al capitán Gayà quien está sufriendo más que nadie con la situación por la que está pasando su equipo y está demostrando un gran liderazgo tanto en el terreno de juego como en el vestuario. El lateral izquierdo lleva su nombre y apellidos teniéndolo siempre bien cubierto en defensa y aportando en gran medida al ataque con sus incorporaciones y centro peligrosos consiguiendo asistir hasta en tres ocasiones a sus compañeros. Sus actuaciones lo han llevado a seguir siendo un fijo en las convocatorios del combinado nacional de Luis Enrique, pudiendo ser incluso el lateral izquierdo titular para la Eurocopa.

Hay que destacar también a Carlos Soler, quien  tras un comienzo de temporada irregular, ha asumido la responsabilidad en el centro del campo encargándose de organizar el juego ofensivo y mantener el equilibrio defensivo con su pareja en el pivote. Además, ha conseguido hasta el momento transformar seis tanto, siendo el pichichi del equipo, y repartir cuatro asistencias.

Por otro lado, hay que nombrar como jugador revelación al serbio Uros Racic, quien tras su cesión en Portugal volvió a la disciplina Che para completar una plantilla escasa en mediocentros. Desde que jugara como titular ante el Real Madrid, se ha convertido en esencial en el once de Javi Gracia por el gran área que abarca en el medio del campo debido a su gran físico y por sus llegadas desde segunda línea en ataque. Y en el periodo de tiempo que estuvo lesionado, ningún compañero estuvo a la altura para sustituirlo e incluso el técnico navarro cambió el sistema ante el Sevilla para tratar de que su ausencia no se notara tanto.

Anuncios

Hasta el momento el Valencia está inmerso en una crisis deportiva que será complicada de doblegar esta temporada, debido a una plantilla debilitada que espera con más ilusión que convencimiento algún refuerzo en el mercado invernal (hasta el momento solo consta la vuelta anticipada de Piccini) que ayude a revertir la situación. En todo caso, el objetivo principal de este equipo tras la primera mitad del campeonato ya cumplida es no descender e intentar certificar cuanto antes la permanencia para evitar unas últimas jornadas angustiosas e indignas para un histórico como es el Valencia CF.

¡Comenta y opina sobre esta noticia!

A %d blogueros les gusta esto: