Crónica : Paul Pogba sale al rescate del United en un complicado partido.

Esta noche se medían en Craven Cottage por la décimoctava jornada de la Premier Legue dos equipos con dinámicas parecidas pero con objetivos totalmente distintos y en una situación en la tabla clasificatoria totalmente opuesta.

Anuncios

Por un lado un Fulham que venía tras un gran racha de resultados en el último mes de la mano de una gran mejoría de las sensaciones e imagen del equipo pero que llegaba a este partido después de haber sufrido un varapalo tras la derrota por la mínima en casa ante el Chelsea en el derby de Fulham pese a dejar buena imagen.

Por otro lado un Manchester United que también llegaba en un gran momento, líder de la tabla, dejando buenas sensaciones en cuanto a juego y tras más de diez partidos sin perder en liga, pero que venía de una ligera decepción tra no haber podido dar un golpe sobre la mesa y no lograr pasar del empate en el clásico inglés contra el Liverpool de la última jornada.

EL FULHAM SORPRENDIÓ AL UNITED

El partido tuvo un inicio trepidante y con un alto ritmo con los dos equipos presionando arriba y buscando robar el balón al rival,lo cual hizo que descuidasen un poco las espaldas y el partido fuese un constante ida y vuelta.En un da esas el Fulham sorprendió al United tras lo que parecía una inofensiva salida de balón desde campo propio en la que Zambo-Anguissa levantó la mirada y vio el desmarque a espaldas de la defensa de Lookman al que con un preciso desplazamiento en largo puso en ventaja y que tras un excelso control orientado se perfiló para disparar y batir por bajo a De Gea para adelantar al Fulham a los cinco minutos de partido.

Tras el gol inicial el partido siguió siendo un auténtico correcalles con intercambio de golpes entre los dos equipos,hasta que tras una gran ocasión del United en el 21´ de partido, el rechace fue a parar a los pies de Shaw y este colgó un centro impreciso y no muy tenso que fue despejado de muy mala manera por Areola y el balón cayó en los pies de un Cavani que no se lo pensó dos veces antes de disparar y batir así la meta local.

A raíz del empate el partido bajó un poco el ritmo y el United pasó a tener mayor dominio de la pelota y teniendo varias ocasiones claras ante un Fulham replegado pero que supo resistir y en el que Areola se erigió como la gran figura tras su error anterior.

DOMINIO INICIAL Y SUFRIMIENTO FINAL.

Tras la reanudación se repitió el guión del primer tiempo, el Fulham salió muy activo intentado sorprender al United o forzar un error en la defensa rival mediante la presión alta, algo que no sucedió ya que el United salió mucho más centrado y metido en el partido que en el primer tiempo y tras unos minutos iniciales parejos el United se hizo dueño y señor del balón, teniendo alguna que otra ocasión pero sin conseguir desatascar el marcador ante un Fulham ordenado y generoso en el esfuerzo.

Hasta que todo esto cambió cuando Paul Pogba salió al rescate en el 65´ de un partido que parecía que se le complicaba al United con una jugada que parecía intrascendente en la que recibió escorado un balón tras un saque de banda cerca del área del Fulham y con un simple movimiento se sacó a un par de rivales de encima para poder armar la pierna y mandar al fondo de la red un potente y preciso disparo ante el que nada pudo hacer el portero.

El conjunto Red Devil no se conformó y siguió buscando lograr un gol que sentenciase el encuentro ante un Fulham que intentaba resistir y con un Areola que seguía desbaratando cualquier ocasión clara del equipo visitante.

El partido daría un vuelco más o menos a partir del minuto 80´ cuando el Fulham recuperó las energías que parecían perdidas gracias a los cambios de Scott Parker y se adueñó de la posesión de balón y comenzó a dominar el partido generando varias ocasiones de peligro que no supo definir para conseguir el empate ante un Manchester United que se fue replegando cada vez más consciente del resultado y que acabó siendo asediado por el empuje del equipo local que lo intentó hasta el final pero de forma muy poco fructífera.

CONCLUSIÓN

Pese a las ocasiones desperdiciadas por los dos equipos y desbaratadas gracias a las grandes actuaciones actuaciones de ambos porteros, al final el Manchester United se llevó gracias a su mayor acuierto una valiosísima victoria de Craven Cottage que le mantiene com líder en solitario con 4 puntos de ventaja sobre Manchester y Leicester City.

Anuncios

Por su parte el Fulham se queda con un amargó sabor de boca tras su segunda derrota por la mínima en casa ante rivales del Big Six a los que le compitió de tú a tú hasta el final, además esta derrota hace que los Cottagers se mantengan en puestos de descenso quedándose a 2 puntos del Brighton,4 del Burnley y 5 del Newcastle.

FICHA TÉCNICA

Fulham:

Areola, Andersen, Tosin Adarabioyo, Aina (Mitrović, min.83), Zambo Anguissa (Lemina, min.79), Reed, Tete, Bryan, Loftus-Cheek, Lookman y Cavaleiro (Kamara, min.71).

Manchester United:

De Gea, Maguire, Bailly, Shaw, Wan-Bissaka, Fred, Pogba, Bruno Fernandes (Matic, min.95), Martial (Mctominay, min.85), Greenwood (Rashford, min.85) y Cavani.

Estadio:Craven Cottage.

Goles:Lookman (1-0, min. 6), Cavani (1-1, min. 21) y Pogba (1-2, min. 65).

MVP 

Para mí el MVP del partido ha sido el francés Paul Pogba, ya no solo por el gol decisivo, si no también por su labor durante todo el partido, ayudando en defensa, bajando a recibir, pidiendo siempre el balón, moviéndose constantemente entre líneas y buscando siempre a sus compañeros, liderando así el ataque del United y aportando soluciones constantes en un discreto partido de sus compañeros de ataque.

¡Comenta y opina sobre esta noticia!

A %d blogueros les gusta esto: