Análisis: El motivo del cambio de dibujo de Simeone

Diego Pablo Simeone llegó como entrenador del Atlético de Madrid el 23 de diciembre de 2011 tras un equipo que fue eliminado de la Copa del Rey frente al Albacete y un club rozando la zona de descenso.

Simeone apostó por su formación de 1-4-4-2 con dos interiores que se metan hacia dentro para dar profundidad a los laterales, además de tener a dos delanteros rematadores que se ayuden teniendo a uno un poco más atrasado que sea el que vaya ayudar a la hora de generar con el equipo y otro que aporte velocidad y gol.

Empezó con Adrián y Falcao en la punta de ataque y consiguió una Europa League, y más adelante la Supercopa de Europa ante el Chelsea. Posteriormente dio entrada a Diego Costa, y Falcao retrasó un poco su posición y ambos delanteros destacaron de manera sensacional ganado la copa del rey en el Bernabéu ante el eterno rival.

Más adelante fue cuando el club explotó su mina y con jugadores más talentosos como David Villa en la delantera que era el eje junto a Arda Turan para mover el equipo, estaban protegidos por torres que hacían el trabajo “sucio”, esos jugadores eran Diego Costa y Raúl García. Es por eso que el equipo creció tanto, porque individualmente no eran el mejor equipo del mundo, pero el argentino contaba con el jugador idóneo en cada línea. Dos laterales veloces y con profundidad como Filipe y Juanfran, dos centrales rápidos al corte, mediocentros con jerarquía y respeto en el equipo, interiores que juegan por dentro, delantero corpulento que baje balones o que prolongue y otro delantero más técnico y veloz que las aproveche, así paso también con Griezmann y Mandzukic cuando llegaron, era exactamente lo que quería el Cholo y funcionó.

Pasaron los años y esos jugadores se fueron yendo y se quedó un equipo que individualmente era bastante mejor que en la primera época de Simeone pero los resultados no llegaban, el equipo cumplía los objetivos pero lejos de ganar títulos, y este año Diego Pablo cambió el dibujo y el equipo va líder y en octavos de Champions.

Aquí en el Señor del Balón os explicamos los motivos de este cambio.

Tenía jugadores muy buenos que apenas contaban con minutos, ya sea Lemar o Mario Hermoso y empezó a probar hasta que dio con la tecla. Thomas Lemar es un jugador que irrumpe mucho mejor por dentro, que se pueda escorar hacia la izquierda y que tenga libertad de movimientos, sin embargo, Simeone se empeñó en ponerle en banda izquierda y el jugador se estancó, ahora jugando en la nueva formación de 3 defensas y dos carrileros, Lemar juega en el enganche apoyado por Carrasco que juega de carrilero, donde podemos ver a un Lemar que va a recibir balón, que mueve, que organiza y que tiene libertad de movimientos, es por eso que ha explotado esta temporada.

Otro jugador beneficiado es Trippier, todos sabíamos desde el momento que llegó, que el inglés no era un gran lateral por su nivel defensivo, sino todo lo contrario, por su llegada a área rival y su golpeo de balón. La temporada pasada se vio perjudicado porque tenía que estar más ocupado en defender que en atacar y con esta formación acompañada de tres centrales por detrás suya le ha hecho centrarse más en el ataque que en la defensa y con la asociación que ha hecho con Marcos Llorente, se han hecho para bien ambos dos.

Hermoso era un jugador que venía de un alto nivel en el Espanyol y llegó al Atleti y Simeone apenas contó con él, este año, estamos viendo un Hermoso muy seguro acompañado de Savic que está haciendo una gran campaña y junto a Giménez o Felipe, que ambos están turnándose debido a las lesiones.

Formación 1-3-5-2 de Diego Pablo Simeone en esta temporada

¿Quién es el más perjudicado en este nuevo dibujo?

Desde luego que jugadores como Saúl, Kondogbia o Torreira. Koke es el pivote del equipo y es el que organiza todo el juego, dejando a jugadores como Lucas o Kondogbia sin hueco en el equipo. Saúl que vimos en la selección como con un pivote y jugando de Mediocentro más libre y más llegador era mucho mejor, parecía que con este nuevo dibujo iba a ser el beneficiado, pero no, su bajo rendimiento y la subida de Lemar y Marcos ha hecho que el jugador pierda la titularidad. Otro jugador que se ha visto perjudicado es Lodi, de contar con todos los minutos la temporada pasada tras la falta de un lateral de recambio, Simeone con esta nueva formación, retrocede a Carrasco y ya tiene dos jugadores por puesto sin necesidad de ir al mercado a fichar otro lateral.

En la delantera Diego Pablo sigue contando con un delantero llegador, torre, rematador, como Luis Suárez y luego otro más asociativo y habilidoso como Joao Félix.

Anuncios

¡Comenta y opina sobre esta noticia!

A %d blogueros les gusta esto: