#BUREVE || Crónica: Pope y Pickford firman las tablas

Se medía en Turf Moor dos conjuntos con objetivos dispares. Los locales necesitaban la victoria para respirar y salir de los puestos de descenso, además de conseguir su segunda victoria esta temporada. En cambio, el Everton llegaba con las ganas de volver a ocupar puestos que dan acceso a competiciones europeas además de olvidar la mala racha de los últimos 5 partidos (1 victoria y 4 derrotas).

En cuanto los onces iniciales ambos entrenadores propusieron cambios respectos sus últimos partidos. Sean Dyche introdujo a Pope, Brownhill y Brady, que no partieron en el once en la derrota frente al Manchester City. Carlo Ancelotti también realizó ajustes en la alineación dispuesta frente al Leeds, metiendo a Yerry Mina y Delph en detrimento de Holgate y Davies.

PRIMERA PARTE

Arrancaba el choque en Turf Moor, y mientras el Everton aún estaba con la primera tostada del desayuno, el Burnley presionó la salida de balón de los ‘toffes’, y después de un error en el pase de Allan, que comenzó con muchas imprecisiones el partido, Westwood robó y se la entregó a Brady que puso el balón en la esquina inferior de la portería con un potente disparo de fuera del área imposible para Pickford para adelantar a los suyos.

A pesar del mal comienzo de partido, los de Carlo Ancelotti reaccionaron bien y en el minuto 12 dispondrían de una clara ocasión para poner las tablas en el marcador. Recibió Iwobi en derecha, en esa posición tan antinatural para él de carrilero, y colocó el esférico, con un centro raso, en el área para que Calvert-Lewin pusiese el empate con un disparo muy factible para el de Sheffield, pero finalmente Nick Pope tiró de reflejos para parar lo que era prácticamente un gol cantado.

Si ya la derrota era mala noticia para los de Liverpool, en el 26’ Fabian Delph dio la mala noticia del encuentro, ya que rompió muscularmente en una carrera y tuvo que ser sustituido por André Gomes, cambiando el técnico italiano el esquema inicial, un 3-4-3, a un 4-3-3, esquema que otorgó los mejores resultados al Everton.

Minutos más tarde, en el 40’, el Burnley pudo dejar el partido casi finiquitado, después de una jugada clásica de los de Lancashire, pelotazo de Pope, la gana por arriba Wood dejándosela de cara a McNeil que filtro un gran pase entre la defensa del Everton, teniendo Wood un mano a mano con Jordan Pickford que ganó el inglés salvando a los suyos.

Y si perdonas, la mayoría de las ocasiones lo acabas pagando, y eso le pasó a los ‘clarets’ justo antes del pitido final, cuando Allan, rectificando su error en el primer gol, recuperó el balón en medio del campo dando un gran pase a Richarlison, que centró de primeras para que, esta vez sí, Calvert-Lewin equilibrara el partido, anotando su undécimo gol de la temporada.

DESCANSO

Durante el descanso ninguno de los dos equipos introdujo sustituciones.

SEGUNDA PARTE

Arrancaba la segunda parte con un Everton más activo y que dispuso de la primera ocasión en botas de James Rodríguez que, desde fuera del área, golpeo el balón con mimo y cuando se dirigía a la escuadra apareció Pope para firmar otro paradón.

Hasta el minuto 80 el partido sería trabado sin ocasiones para ninguno de los dos equipos, pero a partir de este instante tuvimos unos minutos finales muy intensos y con oportunidades para ambos equipos. La primera sería para el Everton después de un buen pase en profundidad de Richarlison que Calvert-Lewin, algo escorado, remató firmando nuevamente Pope otra gran intervención tras achicar perfectamente al delantero inglés.

Dos minutos después, llegaría el turno de Pickford para volver a exhibirse, otra vez a costa de Wood, que remató un córner con un cabezazo potente que el portero internacional con los ‘Three Lions’ despejó cuando todos cantaban el gol del neozelandés, que tendrá pesadillas hoy con el guardameta.

La última gran ocasión del partido sería para el Everton, con un James que dibujó un pase imposible entre las piernas de un defensor del Burnley que dejó a Sigurdsson delante de la portería de los Sean Dyche, pero, como no, otra vez Pope fue salvador con otra intervención espectacular, esta vez con el pie, que salvó a los suyos para que sumasen un punto en el partido de hoy.

Este empate, en el que cualquiera de los dos equipos se pudo haber llevado el triunfo, no satisface a ninguno de los dos. El Burnley sigue en posición de descenso, aunque ahora a solo 1 punto de Fulham, y tendrá que seguir remando para salir de los puestos peligrosos de la tabla, siendo su próximo encuentro frente al Arsenal en el Emirates Stadium. Por su parte, los ‘toffees’ desaprovechan otra oportunidad para volver a puestos europeos y se sitúan en la séptima posición con 17 puntos a expensas de lo que haga el resto, y se enfrentará en su próximo partido contra el Chelsea, en un partido que será muy complicado para los de Ancelotti.

Como MVP del partido destacaremos la increíble actuación bajo palos de Nick Pope que, a pesar de recibir un gol, realizó 4 paradas muy meritorias que salvaron a su equipo de sufrir una nueva derrota.

Datos de Nick Pope en el partido. Fuente: SofaScore

FICHA TÉCNICA

BURNLEY F.C. (4-4-2)

Pope – Lowton, Tarkowski, Mee, Taylor – Brady (Benson, 86’), Westwood, Brownhill, McNeil – Wood, Jay Rodríguez (Barnes, 75’)

Entrenador: Sean Dyche

EVERTON F.C. (3-4-3)

Pickford – Godfrey, Mina, Keane – Iwobi, Doucouré (Sigurdsson, 81’), Allan (Tosun, 89’), Delph (André Gomes, 29’) – James, Calvert-Lewin, Richarlison

Entrenador: Carlo Ancelotti

GOLES

Brady (2’) 1-0

Calvert-Lewin (45’) 1-1

Árbitro: Anthony Taylor. No amonestó a nadie en el encuentro.

Estadio: Turf Moor – Sin espectadores

¡Comenta y opina sobre esta noticia!

A %d blogueros les gusta esto: