Takefusa Kubo parece que será uno de los nombres de este mercado de fichajes, al menos en LaLiga Santander. No por la duración del que seguro que será un culebrón, sino por ser uno de los futbolistas más pretendidos de la categoría.

A más de la mitad de equipos del campeonato les gustaría contar con el de Kawasaki entre sus filas para la próxima campaña, pero varios equipos sobresalen entre la multitud, como lo son Osasuna y Celta.

Tanto pamplonicas como vigueses han preguntado por el internacional japonés al Real Madrid, pero es el cuadro gallego el que más ha presionado en las últimas horas.

Óscar García Junyent, técnico celeste, está insistiendo con vehemencia para que el nombre de Takefusa Kubo figure entre los integrantes de su plantilla para la próxima temporada, y la directiva gallega se está haciendo notar en Chamartín, pues ha preguntado varias veces por el centrocampista y Felipe Miñambres, director deportivo céltico, viajará a la capital para tratar de atar la cesión del asiático.

Kubo es conocedor de la insistencia olívica, siendo éste el motivo principal por el que ve con muy buenos ojos su llegada a Vigo.

Este préstamo rompería con la política de cesiones del equipo celtista, pues habituan a fichar jugadores en calidad de cesión siempre y cuando exista una opción de compra.

Sin embargo, como es lógico, la entidad merengue no está ni mucho menos dispuesta a traspasar al futbolista, que cuenta con 19 años.

Por ello, los vigueses parecen haber llegado a un acuerdo con los blancos para no incluir una opción de compra, pero aumentar la duración del préstamo a dos años, dependiendo el segundo de si se logra la permanencia en el primero.

¡Comenta y opina sobre esta noticia!

A %d blogueros les gusta esto: