Getafe y Celta se citaron en el Coliseum en un duelo cuyo punto obtenido no agradó a nadie, pero tampoco disgustó a ninguno, pues los primeros mencionados se afianzan en la cuarta plaza, sacándole un punto al Atlético de Madrid y los segundos también aventajan a su pelea, en este caso el descenso, por un punto.

Señaló Sánchez Martínez el inicio del encuentro y comenzó con cierto poderío el cuadro azulón. Tanto la posesión como las primeras llegadas fueron suyas, pues en el 13′, Mauro Arambarri se sacó de la chistera un gran golpeo que sacó Rubén Blanco en pleno vuelo.

A ello se le sumó un remate picado de Jaime Mata tras un gran centro de Allan Nyom. También atacó el Celta, con un remate raso de Santi Mina a las manos de David Soria como único golpeo a puerta, aunque tuvo acercamientos peligrosos mediante Rafinha o Hugo Mallo.Justo antes de llegar al intermedio, Jorge Molina se dio media vuelta en el área con una sutileza letal, zafándose así de Aidoo, para rematar a portería, pues de no haber sido por Néstor Araujo en primera instancia y Ruben Blanco acto seguido, habría sido el primer tanto del partido.

A la vuelta de vestuarios tuvo una diáfana ocasión el Geta. Maksimović desaprovecho una gran asistencia de Molina, que le dio todo para marcar y sin embargo, el serbio la mandó fuera, cercana al poste izquierdo celeste.Se siguieron sucediendo las llegadas del conjunto madrileño, pues nada más entrar Ángel al terreno de juego, tuvo la suya. Controlo en la frontal y se sacó un latigazo algo centrado, que repelió Ruben y Araujo, con un ligero roce, evitó que Maksimović cazara el rechace.

Conforme avanzaban los minutos, se fue trabando el choque, convirtiéndose en un carrusel de cartulinas amarillas, tanto para unos como para otros.Llegó en el 77′ el primer gol del partido, pero fue bien anulado sin necesitar el VAR. El centro de Nyom llegó a la cabeza de Jaime Mata, quien la peinó para que Ángel cabeceara a la red en posición adelantada.

También probó suerte Kenedy, quien con un potente remate provocó el uy en la grada, pues tuvo que ser desviado por la zaga celeste. En el mismo córner, fea patada voladora por parte de Arambarri a Brais Méndez en la zona noble, lo que hizo al colegiado murciano mostrar la primera cartulina roja de manera acertada.Así se llegó al final del encuentro, con el mismo resultado que al inicio pero con una larga travesía por parte de ambos equipos tras los noventa minutos.

El Getafe ya se centra en su partido de Uefa Europa League, correspondiente a la ida de los octavos de final frente al Inter de Milán. Por su parte, el RC Celta ya se fija en la visita que le hará el Villarreal a Balaídos el sábado catorce de marzo, un día antes del siguiente compromiso liguero del equipo madrileño, ante el Granada en Los Cármenes.

A %d blogueros les gusta esto: